Compatibilidades para el signo de Leo

La afinidad y combinación planetaria son clave en la astrología a la hora de hablar de compatibilidad entre caracteres y naturalezas básicas de cada signo.

Aquí veremos cómo se lleva Leo con cada signo:

LEO-ARIES:

El dicho afirma que quienes se aman así mismos son benévolos con los demás. Esta dupla al contar con temperamentos parecidos podrá conformar una sólida y armónica relación.

LEO-TAURO:

La relación entre estos dos signos sugiere más una amistad que una relación amorosa verdadera. Ambos se perdonaran muy poco.

 

LEO-GEMINIS:

Lo crucial aquí es que sean capaces de distinguir si lo suyo se trata de un amor fugas o de un verdadero flechazo.

 

LEO-CANCER:

Ambos son exigentes y a ninguno de los dos les agradara capitular. Para que la relación dure es necesario que ambos cuenten con habilidad suficiente para que los celos y las terquedades no opaquen la relación.

 

LEO-LEO:

Como los dos perciben el amor de manera muy similar constituirán un amor de alto voltaje y duradero.

 

LEO-VIRGO:

Esta relación puede verse muy bien al principio pero luego de un tiempo la diferencia de temperamentos causara estragos. El consejo para este dúo es que vivan solos y resuelvan sus diferencias mediante extensas charlas.

 

LEO-LIBRA:

El amor para ambos es un sentimiento más que una idea, por lo que una relación amorosa entre ambos resulta bastante prometedora.

 

LEO-ESCORPIO:

Se trata de una relación muy poco prudente y hasta desaconsejable. Los celos de Escorpio serán incontenibles y el intento de manipular a Leo será en vano.

 

LEO-SAGITARIO:

Se trata de una relación durable en la medida que alguno de los dos sepa desarrollar la tolerancia y la comprensión. De otra manera caerán en el aburrimiento y la indiferencia total.

 

LEO-CAPRICORNIO:

Ambos son apasionados, aunque en carácter sean muy diferentes pueden conformar una unión duradera. La inteligencia de cada uno para regalar los unirá aún más.

 

LEO-ACUARIO:

Existe una tendencia a la discordia entre ambos. De amarse mucho puede que superen la lógica astral pero la advertencia queda establecida.

 

LEO-PISCIS:

Las brisas poéticas de uno y otro hace exquisita la convivencia entre ambos. Pueden entenderse de maravilla y durar ambos toda una vida. Lo importante es proponer antes que imponer.



Artículos relacionados

Anterior

Los niños de los signos de Aire

Siguiente

El Hombre de Tauro